DERECHO FINANCIERO

 

El Derecho Financiero forma parte del Derecho Administrativo, por lo tanto lo encontramos entre las ramas del Derecho Público; está integrado por un conjunto de normas que regulan la actividad financiera del Estado y de los entes públicos.

 

Con esta pequeña premisa podemos definir al Derecho Financiero como el conjunto de normas establecidas por el Estado, para regular la determinación, gestión, recaudación y utilización de los medios económicos necesarios para el cumplimiento de sus fines. (Salud, Vialidad, Educación, Etc.)

 

La Constitución de la República en su Artículo 285, establece:

 

“La política fiscal tendrá como objetivos específicos:

  1. El financiamiento de servicios, inversión y bienes públicos.

2. La redistribución del ingreso por medio de transferencias, tributos y subsidios adecuados.

3. La generación de incentivos para la inversión en los diferentes sectores de la economía y para la producción de bienes y servicios, socialmente deseables y ambientalmente aceptables.”[1]

 

Guillermo Cabanellas de Torres, en su obra “Diccionario Enciclopédico de Derecho Usual”, entre otros, define al Derecho Financiero como una “Serie ordenada de normas científicas y positivas referentes a la organización económica de un país, a los gastos e ingresos del Estado”.[2]

Similar definición encontramos en el diccionario Jurídico Consultor Magno, que define al Derecho Financiero como ““Parte del Derecho que rige la percepción, gestión y erogación de los recursos pecuniarios con que cuenta el Estado, para la realización de sus fines.”[3]

Como es indudable la actividad Financiera, como todas las acciones y relaciones humanas debe regirse por normas jurídicas que establezcan las directrices necesarias, para que la comunidad pueda desenvolverse de forma ordenada y organizada, determinando a cada uno de sus integrantes sus deberes y atribuciones a través de sus diferentes normas.

Esta disciplina tiene por objeto el estudio sistemático de las normas reguladoras de los recursos económicos del Estado, para el cumplimiento de sus fines, además el procedimiento jurídico de percepción de los ingresos.


[1] CONSTITUCION DE LA REPUBLICA DEL ECUADOR. Corporación de Estudios y Publicaciones. Ecuador. 2008. pp.141.

[2] CABANELLAS, de Torres, Guillermo, Diccionario Jurídico Elemental. Editorial Heliasta S.R.L. Buenos Aires Argentina. 2007.

[3] CONSULTOR MAGNO, Diccionario Jurídico, Goldstein, Mabel. Buenos Aires Rep. Argentina, Circulo Latino Austral S.A., 2007. pp. 212.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: